13 de septiembre de 2017

Tailandia, 15 de julio de 2017

Sylvirana nigrovittata en O Seven Villa

Sylvirana nigrovittata cantando en O Seven Villa

En los estanques junto a las mesas donde desayunábamos cantaban varias ranas. Hoy entramos por segunda vez en el Parque Nacional Khao Yai. Tailandia está en el dominio del monzón. El clima del país es tropical lluvioso. Las mayores precipitaciones se producen en la costa oeste entre los meses de mayo y septiembre. Entre noviembre y febrero es afectado por el monzón del noreste, que deja un tiempo relativamente seco y lluvias en el golfo de Tailandia. Existe un período intermonzónico en los meses de marzo y abril. Tailandia se encuentra en la zona intertropical, por lo que las temperaturas son más o menos estables a lo largo de todo el año. Las medias máximas y mínimas flúctuan entre los 25º C y los 29º C. El país ha sufrido una profunda deforestación en la segunda mitad del siglo XX. En los años cincuenta del pasado siglo, aproximadamente el 50% de la superficie total del país estaba cubierta de bosques, pero en la actualidad sólo se conserva un 28% del país cubierto por bosques. En la década de los setenta del siglo pasado el gobierno tailándés inició la declaración de una larga lista de parques nacionales hasta sumar un total de 127 en la actualidad. En el año 1989 prohibió la tala de bosques tras una catástrofe sufrida por la provincia de Surat Thani, donde avalanchas de barro sepultaron pueblos enteros y causaron más de 100 muertos como consecuencia de la deforestación.
Madre y cría de Macaco de cola de cerdo norteño (Macaca leonina) en el Parque Nacional Khao Yai

Un grupo de macacos en el borde de la carretera, poco después de entrar en el Parque Nacional Khao Yai.
Los mismos ejemplares

Los mismos ejemplares

Macho de Macaco de cola de cerdo norteño (Macaca leonina) en el Parque Nacional Khao Yai

Río en el Parque Nacional Khao Yai

Elefante asiático (Elephas maximus subsp. indicus) en la carretera a la cascada Heo Narok

En el borde de la carretera desde el centro de visitantes al aparcamiento de la cascada Heo Narok vimos el primer ejemplar de Elefante asiático. Su presencia interrumpió el paso de vehículos hasta que llegaron los guardas forestales que interpusieron su coche entre el elefante y la carretera. A juzgar por las numerosas abolladuras que presentaba su vehículo, era una labor que realizaban con frecuencia.
 Elefante asiático (Elephas maximus subsp. indicus) en la carretera a la cascada Heo Narok

Río desde un puente en la carretera a la cascada Heo Narok

Río desde un puente en la carretera a la cascada Heo Narok

Los ríos llevaban mucho caudal, lo que nos pasó bastante desapercibido hasta que vimos la cantidad de agua que caía por sus cascadas, que son el principal atractivo turístico de este parque nacional.
Lorea, Amaia y yo

De un aparcamiento parte un camino de 600 metros de recorrido hasta la cascada de Heo Narok, de 80 metros de altura. En el camino vimos varias especies.
Parthenos sylvia cerca de la cascada Heo Narok

Sphenomorphus maculatus cerca de la cascada Heo Narok

Hongo sin identificar cerca de la cascada Heo Narok

Nephila pilipes cerca de la cascada Heo Narok

Nephila kuhlii cerca de la cascada Heo Narok

Eutropis longicaudata cerca de la cascada Heo Narok

Milpiés sin identificar cerca de la cascada Heo Narok

Cascada Heo Narok

Cascada Heo Narok

Ya de regreso al aparcamiento.
Araña sin identificar cerca de la cascada Heo Narok

El mismo ejemplar

Eutropis multifasciata cerca de la cascada Heo Narok

Moduza procris cerca de la cascada Heo Narok

Niño cerca de la cascada Heo Narok

Hembra de Verdín aliazul (Chloropsis moluccensis) junto al aparcamiento

Hembra de Verdín aliazul (Chloropsis moluccensis) junto al aparcamiento

Elefante asiático (Elephas maximus subsp. indicus) junto al aparcamiento de la cascada Heo Narok

Tras comer en el restaurante junto al aparcamiento, apareció un Elefante asiático que provocó momentos de nerviosismo entre los allí presentes, nosotros incluidos.
Elefante asiático (Elephas maximus subsp. indicus) junto al aparcamiento de la cascada Heo Narok

Gorka Gorospe, al que le agradezco el permiso para publicar sus fotografías, sufrió el ataque de uno de estos elefantes en una carretera de este parque nacional.
Los ocupantes resultaron ilesos, pero el vehículo resultó seriamente dañado.

Elanio común (Elanus caeruleus subsp. vociferus) en Sai Sorn

En el regreso al centro de visitantes.
Calamus rudentum cerca de la cascada Gong Gheo

Junto al centro de visitantes parte un camino que sube hasta una colina y luego baja. 
Bulbul pálido (Alophoixus pallidus) cerca del centro de visitantes

Neptis hylas cerca del centro de visitantes

Lorea, Amaia, Maite y yo cerca del centro de visitantes

Taxila haquinus cerca del centro de visitantes

Saguijuela forestal sin identificar, abundante en este Parque Nacional

A pesar de comprar en el centro de visitantes unas polainas específicas para evitarlas, Lorea sufrió a una de estas sanguijuelas y yo a tres. Son indoloras, pero cuando uno se las quita de encima, la herida sangra durante varios minutos debido al anticoagulante que inoculan para poder extraer la sangre.
Altingia excelsa cerca del centro de visitantes

Cyclemys atripons en el río Lam Takhong

Lorea, Amaia y yo en un puente sobre el río Lam Takhong

Papilio memnon cerca de la cascada Gong Gheo

El mismo ejemplar

Heosemys annandalii cerca del centro de visitantes

Macho de Sambar (Rusa unicolor) junto al centro de visitantes

El mismo ejemplar

Hemidactylus platyurus en el centro de visitantes

Macho de Cálao cariblanco (Anthracoceros albirostris) cerca del centro de visitantes

El mismo ejemplar

Grillo sin identificar junto al centro de visitantes

Puercoespín malayo (Hystrix brachyura) cerca de Dong Tiew

El mismo ejemplar

La única forma de darse una vuelta por la noche es contratar un servicio con chófer y guía en el centro de visitantes. Era niño el interés y conocimiento por la fauna del guía local que nos asignaron. Al día siguiente nos lo encontramos de camarero en uno de los restaurantes que hay junto al centro de visitantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario